domingo, 8 de marzo de 2015

Notas. Mujeres propietarias de Xalapa a incios del siglo XIX

Muchas Historias sobre las mujeres están pendientes de investigación, de rescate y de discusión. El hacerlo proveerá más explicaciones necesarias para saber quiénes fuimos y quiénes somos. En todas las facetas de la Historia (económica, social, cultural y política) el papel de las mujeres esta siempre presente, en algunas ocasiones con mayor ahínco. Todo depende de la fuente histórica y de las preguntas realizadas por los investigadores. Como se ha mencionado en este blog mis intereses geográficos-históricos han propiciado la lectura de documentos llenos de múltiples situaciones donde las mujeres son las protagonistas. Y en esta ocasión quisiera compartir algunas notas, no se trata de dar una Historia terminada o una serie de casos excepcionales sino de dar cuenta de algunas interesantes referencias a mujeres en documentos históricos.
Para empezar escribiré sobre una mujer mencionada en una escritura de tierras y por casualidad. En un protocolo sobre la venta de un solar propiedad de la república de indios de Xalapa en favor de Ilario de los Santos, del año de 1787, se menciona como propietario colindante a María Josefa de la Cruz Monasterio "alías la Chamorro". El "alias" llama mucho la atención, pues hace referencia a una característica particular permitía en la época identificar a Josefa de las demás. No era para menos, siguiendo el nombre en las bases de datos, se da uno cuenta que la "Chamorro" era dueña de varios terrenos particulares al norte del antiguo pueblo en los llamados "Barrios de arriba" "Calvario" y "Temazcalapa" (Barranca de Xallitic). (ANX, RIP, 1786, fs. 236v) El nombre de esta indígena aparece en varios documentos de ventas de tierras y casas en la zona actualmente "cercada" por las calles de 20 de Noviembre, Revolución, Poeta Jesús Díaz y Francisco Madero. María Josefa era descendiente de la familia "De la Cruz" de donde habían salido muchos gobernadores indígenas de Xalapa y la región. También al indagar más sobre este personaje se encuentra el motivo de su nombre identificador, Josefa estuvo casada con con Miguel Pérez Chamorro de quién había heredado los terrenos y bienes. Al paso de los años la notoriedad de esta mujer se mantuvo pues su hija María Rosana Pérez Chamorro conservó las referencias en los documentos de propiedades a su favor aún declaradas en su testamento de 1811.
Otra mujer propietaria (y contemporánea de la hija de - la Chamorro) era Juan Aldama Robledano, dueña de cinco casas conjuntas a la casa de la familia Gorozpe (actualmente la casa de "Los Leones") en una de las principales calles de la villa: Belen (hoy Rafael Lucio). En el año de 1800 vendió una de esas casas a María Josefa de la Torre en 5 800 pesos. Este precio indica que la venta no fue para nada de un modesto cuarto, sino de una casona de considerables dimensiones. Y después de esta venta aún le quedaban sus otras cuatro casas. (ANX, RIP, 1800, fs. 150v-154bis)
Otro interesante caso del archivo notarial es el de Isabel Lara, quien como nueva propietaria de una casa situada en la calle de Ganado (actual Clavijero) canceló una escritura el 28 de noviembre de 1867. La cuestión aquí es que la escritura cancelada fue realizada 66 años atrás. El 19 de julio de 1801 la casa había sido dada en alquiler a la Cofradía de las Ánimas por parte de José Antonio de la Peña mayordomo de la misma. Este caso me llama la atención porque es una mujer quién termina una historia de ocupación de una casa por parte de una organización de antiguo régimen. (ANX, RIP, 1801, fs. 85-87v)
Para finalizar estas notas traemos a colación un interesante caso, el de Nicolasa Cardeña, esta interesante persona fue propietaria (por herencia de su Padre Diego Cadeña) del oficio de escribanía pública del pueblo/villa de Xalapa. Oficio no menos importante para la época pasada y actual (mucho de la Historia que se puede rescatar de Xalapa y la región está resguardada en el archivo notarial de esta oficina) pues representaba el respaldo oficial de los intercambios y acuerdos entre particulares y sus bienes materiales. En la época no había documentación oficial que no se hiciera en el despacho propiedad de Nicolasa Cardeña, quien también era dueña de los papeles protocolarios. Cabe mencionar que fue durante el gobierno mexicano del siglo XIX que el Estado se convirtió en dueño y resguardador de los documentos notariales. Nicolasa recibió la escribanía real de Xalapa en 1772, y en esa ocasión se le brindó la facultad de "mientras contraiga matrimonio, puede nombrar persona de aptitud buena conducta y providad que interinamente despache el oficio; y que éste se apruebe por el excelentísimo señor virrey de este reino" (AHMX, LA, 1804, fs. 17v-18v) La señortia Cardeña nunca se casó, se mantuvo doncella y así murió cerca del año de 1812. En esos cuarenta años hizo efectiva la condición dada en el testamento de su padre y cada cinco años nombraba a sus "tenientes de escribano" quienes despachaban el oficio notarial en lugar de ella. Entre las personas que nombró (y de las cuales un servidor tiene registro) estaban José Mariano Bello (1803); José de Arias (1804) quien fuera dueño de la Orduña; José María Cardeña (1806); Juan Francisco Cardeña (1810); Francisco Corral y Cardeña (1810). Antes de su fallecimiento dejó el oficio heredado, y con la misma cláusula, a María Francisca de Ulloa su sobrina. La historia de Nicolasa Cardeña aún tiene mucho que contar y sin duda fue una persona protagonista de la vida cotidiana de la villa de Xalapa a incios del siglo XIX. ¿Cuántas personas no trataron de contactarla para pedir un registro notarial? ¿Cuántas personas no se le acercaron para obtener el encargo de la notaría mediante la cláusula? ¿Cómo negociaba Nicolasa quién sería el notario oficial?
Pues bien hasta aquí estos breves y sencillos apuntes sobre mujeres que habitaron en la antigua villa de Xalapa. De todos los casos aquí revisados llama la atención la condición de propietarias de bienes muebles e inmuebles. Estas mujeres fueron parte activa de la vida cotidiana de la villa, seguramente estuvieron en medio de tomas de decisiones, de discusiones y arreglos con sus vecinos, esposos, amantes y un gran etc. En una primera mirada, muchas de ellas acudieron por si mismas al despacho notarial a dejar u obtener una certificación documentada de una acción llevada a cabo (testamento, venta de casas y venta de oficios en este caso), e incluso la oficina a la que se dirigieron era propiedad de otra mujer como ellas.
Con este sencillo repaso podemos constatar que muchas mujeres de esta época estaban en condiciones de ser protagonistas de su vida lo cual nos llena de interés y de sumo gusto.  Esto nos lleva a pensar y a exigir que las mujeres tengan las mismas oportunidades, porque la fuerza y la capacidad siempre ha estado de su parte. Muchas felicidades a todas las mujeres y que su lucha por la igualdad de derechos y oportunidades no pare nunca y llegue a buen fin, a un mejor mundo para todos.
Aprovecho también la oportunidad para reconocer la publicación del CD "Catálogo e índices del archivo notarial de Xalapa 1800-1820" proyecto de catalogación documental que involucró a muchas personas incluyendo mujeres como la actual directora de la Unidad de Servicios Bibliotecarios y de Información de la Universidad Veracruzana, mtra. Ana María Salazar Vázquez, y la entonces directora de Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social- Unidad Golfo de México, la dra. Carmen Blazquez Domínguez. Sin el decidido trabajo de estas personas (junto con un gran equipo de paleográfos y administradores) no hubiera sido posible contar con una herramienta de consulta de documentos notariales de inicios del siglo XIX (1800-1820) para la región Xalapeña.



Calle de Zaragoza y espaldas del Convento franciscano, en un cuadro de Rugendas del año de 1832. Imagen tomada de la página de facebook "Xalapa Antiguo A.C."


Terutulia de inicios del siglo XIX, podemos imaginar cómo eran las vidas de las mujeres aquí relatadas. Acuarela de Carlos E. Pellegrini, "Tertulia porteña" Buenos Aires Argentina. 1831.

No hay comentarios.: